Los gastos de mantener una casa cerrada

Tener una casa vacía no es buen negocio, porque hay que hacer frente a una series de gastos para mantenerla. Sino optas por alquilarla o venderla, gastos como comunidad, IBI, derramas, etc.. , tendrás que pagarlos.

Quien disponga de una casa vacía porque la ha recibido en herencia, no quiere alquilarla o por cualquier otra razón, debe tener en cuenta que va a hacer frente a una serie de gastos, a pesar de no disfrutar de ella. De igual manera, dejará de percibir una rentabilidad al no optar por el alquiler.

Tener una casa vacía no es un buen negocio, tener una casa vacía puede suponer un gasto medio de 1500 euros anuales, siendo un importe mayor o menor, según el tamaño de la casa y el municipio en donde se encuentre. En España hay más de 3 millones de viviendas vacías.

Así, que al tener una casa vacía hay que hacer frente a los siguientes gastos:

  •  La comunidad
    El pago de la cuota mensual, a lo que hay que añadir, algún gastos extraordinarios (famosas derramas).
  •  El IBI
    El Impuesto de Bienes e Inmuebles (IBI) grava la titularidad o posesión de cualquier propiedad. El coste medio por propietario puede ascender a 450 euros en una casa (aparte si tiene garaje o trastero sube un 25%).
  •  Seguro de hogar
    Por lo menos, contratar un seguro con coberturas mínimas, lo que supondrá una media de 200 euros al año.
    Suministros “vivos”
    Si se decide tener dados de alta los suministros de agua, luz y gas, aunque no se haga uso de los mismos, tienen un coste mínimo. Este coste puede llegar a 350 euros anuales.
  • Mantenimiento
    Es recomendable. Con un mantenimiento periódico se evitan fuertes gastos que habría que desembolsar si, de repente, fuera necesario hacer reparaciones importantes.
  • Hipoteca
    Es probable que muchas personas, además tengan que hacer frente al pago de la hipoteca. Lógicamente, de ese modo el coste de tener una casa vacía se dispara.
  • Derramas extraordinarias

    Una derrama extraordinaria en una Comunidad de Propietarios puede tener como objeto el pago de unas obras a realizar fruto de una inspección desfavorable, ya sea eléctrica, del ascensor o técnica del edificio, por el organismo competente en cada caso, por poner unos ejemplos habituales.

  • Impuestos por herencia

    Por este gasto se están vendiendo muchas casas en la actualidad, heredar y verse inmerso en un gasto con el que no se contaba puede y de hecho sucede, trastoca los planes de muchas familias que ante la situación no les queda más remedio que vender la casa para poder afrontar el impuesto. 

    Una casa hay que cuidarla, aunque esté vacía, porque dura más, envejece mejor, y permite disfrutarla más tiempo. Con un mantenimiento periódico se evitan grandes gastos en caso de que sea necesario hacer reparaciones originadas por un pequeño problema agravado por el paso del tiempo.

    Si tienes alguna duda sobre comprar, vender o alquilar inmuebles, puedes hacernos las consultas gratis a través de nuestra Web: www.confia-t.com, en la pestaña de contacto. Y, le responderemos a la mayor brevedad posible.

 

 

Publicado por Fernando Hernandez

Deja un comentario